• Facebook
  • Twitter
  • Rss
Radio Progreso

Dolor e indignación en sepelio de menor asesinado en represión policial

Dic 06, 2017

“Ésta no es tu voluntad mi Dios”, repetía y repetía sumergida en llanto, dolor e indignación Marlene Yolanda Vigil, tía de Virgilio Jared Ávila Gonzales, un menor asesinado por la Policía nacional el 04 de diciembre, cuando se ejecutaba un desalojo violento contra personas que rechazan el “fraude electoral”, en aldea Agua Blanca Sur, El Progreso, Yoro, al norte de Honduras. 

Jared tenía 16 años de edad y el día de su asesinato comenzó un ayuno por la paz en Honduras. Su familia es evangélica y a raíz de la crisis que vive el país, habían decidido mantenerse en oración permanente, con la fe puesta en disminuir la violencia, corrupción e impunidad que gobierna la nación. 

“Él iba caminado cuando los policías llegaron y comenzaron a disparar a lo loco”, dice Marlene ahogada en llanto y señalando que la biblia que portaba Jared quedó tirada en el suelo bañada en sangre. “Esto es responsabilidad de Juan Orlando Hernández, él ha dado orden a la policía de matar”, indicó asegurando que hay videos y fotografías que demuestran la brutalidad de la policía. Marlene dice que la policía de Santa Rita, Yoro, fue la responsable del asesinato de su sobrino. 

En esa misma represión cuatro jóvenes también fueron agredidos salvajemente por la policía. Uno de ellos se encuentra interno en el hospital público herido de bala en su tobillo derecho. Los otros tres permanecen en sus casas con golpes en sus cuerpos y con miedo de salir a la calle. “Hemos documentado todas las agresiones que la población ha recibido por parte de la policía”, dice Gloria Orellana de la Asociación Intermunicipal de Desarrollo y Vigilancia Social de Honduras, Aidevish. 

Víctimas de crisis post electoral 

Según el Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras Cofadeh, catorce son las victimas mortales de las represiones brutales que han ejecutado la Policía Nacional y la Policía Militar a nivel nacional, luego del proceso electoral. 

El día jueves 30 de noviembre se reportó el asesinato de José Abilio Soto, quien falleció en el puente sobre el río Danto de la Ceiba, Atlántida, cuando se mantenía protestando contra el fraude electoral. 

José Fernando Melgar de 16 años cayó al vació desde el puente sobre el río Danto de La Ceiba, cuando la policía reprimía a los manifestantes el pasado 01 de diciembre. 

El 01 de diciembre también fue asesinada por la Policía Militar Kimberly Fonseca de 19 años, residente de la colonia Villanueva en Tegucigalpa. Al decretarse el toque de queda Kimberly salió de su casa en busca de su hermano. Una bala disparada por la Policía Militar impactó en su cabeza. 

En el mismo hecho que fue asesinada Kimberly, el taxista Mauricio Oseguera recibió varios impactos de bala y fue trasladado al Hospital Escuela donde falleció horas después.

Siempre el mismo 01 de diciembre en la colonia López Arellano de Choloma, Cortés, fueron asesinados por la Policía Militar, José David Ramos (22), Roger Alberto Vásquez (35), Víctor Evelio Martínez (23) y una persona no identificada. 

El domingo 03 de diciembre Raúl Antonio Triminio Cisnero de 39 años murió en el Hospital Escuela, luego de haber sido herido por la Policía Militar en la colonia Los Pinos de Tegucigalpa. Él se encontraba en una toma de calle de su colonia y se resistió a ser detenido. 

El domingo 03 de diciembre también fue asesinado Eric Javier Montoya de 27 años de edad a manos de la Policía Militar en la colonia Morazán de Tegucigalpa. 

También el domingo 03 de diciembre fue asesinado en el sector de río Tinto, Catacamas de Olancho, Israel Varela. En ese mismo hecho resultó muerto su compañero el agente Misael Velásquez, ambos eran policías. 

Y el lunes 04 diciembre fue asesinado Virgilio Jared Ávila de 16 años en El Progreso, Yoro. 

Las manifestaciones a nivel nacional han sido reprimidas por la Policía Nacional y Militar con gases lacrimógenos y bala viva; ante ello, la población ha respondido en algunas ocasiones con piedras contra los uniformados. La mayor parte del pueblo hondureño desconoce los resultados, mientras sus simpatizantes siguen en las calles protestando contra lo que consideran fraude electoral.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Opiniones

HomeComunicacionesNoticiasMientras en el norte se oponen a privatización de carreteras, comienzan a instalar peajes en occidente de Honduras Top of Page

Aléf | Sección Cultural

Con ojos de Mujer